Los Juegos del Hambre, Catching Fire y el valor de la taquilla

Los-Juegos-del-Hambre-el-fenomeno-que-viene_noticia_main_landscape

Texto de Fernando Zuzunaga

Suzanne Collins, la autora de las tres novelas de Los Juegos del hambre es, en esencia, guionista de programas infantiles y llega a la cumbre de su carrera escribiendo el libreto de las películas en tres libros.

Sí señores, lo que ustedes han leído a tan alto precio han sido los guiones de Los Juegos del Hambre. Basta leer el primer libro y luego ver la película para (cosa insólita) darse cuenta de que la versión fílmica es muy superior a la versión impresa y lo mismo sucede con Catching Fire (En Llamas).

No digo que escribir un libro pensando en volverla película posteriormente sea algo malo, tampoco digo que todos los libretistas sean pésimos novelistas, mucho menos señalo que no compres el libro y solo vayas a ver la película.

Lo que trato de decir es que no tengas altas expectativas sobre la narrativa de Collins, quien cuenta la historia de Katniss Everdeen (ricamente protagonizada por Jennifer Lawrence) en primera persona, desde su punto de vista, como una cámara subjetiva continua.

El plan de Collins ha dado resultado, escribió tres libros pensando en hacer tres películas, negocio redondo difícil de rechazar. Vendió millones de copias y ha tenido otros tantos millones más de espectadores. Innegable éxito comercial logrado por una marketera escritora. Todo eso demuestra que ha aprendido muy bien de la industria de capitales.

Vayamos al libro, la historia es futurista y se vende dentro del género de Ciencia Ficción y, siendo mínimamente rigurosos -solo un poquito y sin maldad-, de ciencia ficción tiene casi nada. Podríamos decir que el libro tiene mucho de ficción y nada de ciencia, hasta podríamos decir que la historia es de amor, porque no cumple los requisitos para ser catalogada dentro del espectro de obras en las que se desenvolvió Asimov y, pensándolo bien, el genial Arthur C. Clarke quien, de estar vivo, se hubiera muerto de puro sufrimiento al leer a Collins.

Se ha dicho que la historia también podría describirse como novela política, aunque no es posible estar seguro de ello, ya que no narra lo intrincado que puede ser el manejo del poder, las piezas que se mueven por una mente criminal que se ha hecho del poder, no, solo podemos observar cómo es que las armas subyugan a los pueblos y la violencia hace las revoluciones.

No vamos a adelantar la trama de la historia para evitar malograrte la velada, solo se puede asegurar que no esperes gran cosa de la novela porque es un libreto, no vas a enriquecer ningún aspecto de tu vida. Si te animaste a leer el libro, no esperes nada de ciencia ficción, tampoco de política, solo vas a encontrar una apasionante y fría historia de amor.

Comentarios

comments

Author: Literalgia

Share This Post On
A %d blogueros les gusta esto: